Carlos Padilla Quesada

De Carlos Padilla Quesada

Puedo hablar horas y horas, pero ahora solo puedo decir que es que siempre lucho para cumplir sus sueños, desde joven trabajo como repartidor de pan en el barrio donde vivía para poder ir al colegio donde se graduó con honores y empezó a trabajar en el ICE.

Conocí a Carlos en el año 1977, fuimos novios por 1 años y nos casamos en 1978, de nuestro matrimonio nacieron dos hijos: Carlos Padilla y Ricardo Padilla.

Trabajando en el ICE siguió cumpliendo sus sueños, uno de esos fue graduarse como licenciado en administración de empresas.

A él también le gustaba volar en parapente, los tatuajes, los bonsáis, era herrero (hacia cuchillos) en su tiempo libre.

Después de que se pensionó comenzó una aventura donde conocería una gran familia. La familia de la Cerveza Artesanal de este país. Inicio con un curso gratuito impartido por Luis, de ahí en adelante comenzó a crecer y llegar a ser uno de los mejores cerveceros independientes de Costa Rica.

Ahora lloramos su ausencia y extrañamos su Cerveza.

Grande Carlos Padilla Quesada.

                                                                                                                                        Amalia Piedra Gamboa


Carlos Padilla Quesada.

Llevo mucho de el en mí, Soy su hijo menor, el me educo para llevar siempre una sonrisa en mi rostro, a tratar a todos por iguales, sin importar quien sea, a no llevar rencor en nuestro pecho, a trabajar por cada sueño y amar a nuestra familia.

Carlos (Padilla) como yo siempre le dije, Solo puedo contar cosas buenas, todas sus aficiones, sus gustos y el amor por lo hace.

05/12/1981 fue la fecha de mi nacimiento. Y desde 9 meses antes ya sentía ese amor y nunca se disminuyó, siempre me dio lo mejor de él y cuando se podía todavía más. Cuando lo merecía me dio faja. Y hoy soy una persona de bien.

Recuerdo cuando un día me dice: “Ricardo vieras que quiero hacer Cerveza” y mando a traer por correo un kit que no funciono, y pues claro nunca se dio por vencido, años después tomo un curso y desde ahí despego, Gracias a su forma de ser y de ponerle cariño a las cosas que hace fue recibido con mucho cariño de todo el gremio. Ahora les quiero decir gracias a todos por acuerpar y querer a mi Papá como lo hicieron.

De parte de la familia CUATRO ESTRELLAS gracias.

                                                                                                                                          Ricardo Padilla Piedra